Navegando por los canales fueguinos

Estamos navegando en velero por los canales Fueguinos!!

Alegría marineros!!

Aquí seguimos, dando guerra…

Seguimos navegando hacia el sur, de momento navegamos por esta increíble belleza que hay por aquí entre fiordos y canales, tenemos algo de tráfico y como no puede ser de otra manera, cada vez que nos cruzamos con un barco, suele ser en las zonas más angostas de estos canales. Al pasar el paso de Guía he tenido que parar el barco antes de pasarlo, venía de frente un carguero de 120 metros. Este paso tiene una anchura de unos 250 metros y en mitad de la noche no es muy apropiado cruzarse con un barco de este tamaño. Hay que tener en cuenta que tenemos que dejar margen, los dos barcos, a tierra y entre nosotros. Lo mejor fue esperar 15 minutos y dejarlo pasar, aquí a parte de las normas de navegación también rige la norma de que al más grande, déjale pasar, je,je,je.

La belleza natural

Llueve a ratos, algunas nubes bajas y al amanecer empiezan a aparecer paisajes increíbles, cascadas un verde fuerte y nubes que van tapando y mostrando la belleza de esta zona, en cierto modo es como un cortejo que la naturaleza nos va dando a su paso… esto lo hace más bello e intrigante.

En esta zona no puedes distraerte, cada poco hay que ir afinando el rumbo y por la noches «todo es mentira», tanto en la Mar como en tierra, nada es lo que parece, las distancias son difíciles de calcular las luces brillan con fuerza y siempre parece que están demasiado cerca ya.

 

Amaneció, los días son cada vez más largos, amanece como a las 5h y a las 22h todavía hay luz. Según avanzamos hacia el sur esto irá en aumento, en enero si Dios quiere estaremos en la Antártida y allí no habrá casi oscuridad, son cosas de esta maravillosa vida que llevamos los navegantes nómadas, aventureros.

 

El Doblón es un velero robusto y preparado

Cada vez vemos más nieve, no hace tanto frío y la calefacción del barco funciona perfectamente, puedes estar dentro del barco en manga corta y no hay que taparse mucho para dormir plácidamente.

El barco está cada vez mejor, todo funciona correctamente y los tripulantes ya saben navegar…

Esto es muy importante en las navegaciones que hago con vosotros, si viese o sintiese que todo les da igual y no se quieren integrar en la dinámica de la navegación, a mí dejaría de gustarme sacaros a navegar, pues lo que realmente me gusta es compartir «este nuestro sueño» con vosotros.

Nuestra aventura en manos de la meteo

Estamos a unas 120 millas del mítico estrecho de Magallanes, navegando por los canales Fueguinos, ahí intentaremos salir al Pacífico e intentar hacer el Cabo de Hornos. Si la meteo no nos lo permitiese entraríamos por Bahía Cook y entrando por la parte oeste del Beagle, aprovecharíamos para visitar algunos ventisqueros. Realmente quiero y queremos hacer el Cabo de Hornos y si la meteo nos da la oportunidad… claro que lo haremos (ya veremos qué sucede).

La tripulación está de muy buen ánimo, tocan la guitarra, cantan y siempre están sonriendo, de esto es de lo que se trata, ¿dónde pone que hay que estar o ser serio para navegar por el mundo?

Je,je,je, reír es maravilloso y la medicina más natural que tenemos, por favor tratad de sonreír mucho y si no encuentras de qué reírte pues ríete de ti mismo, es un gran paso para empezar…

No os caliento más la cabeza, os paso la posición y lo googleais un poquito.

EYYYYY!! NO ME HABÍA DADO CUENTA YA ESTAMOS EN LATITUD 50…

S 50.58.22
W 74.14.58
Rumbo 166
Velocidad 7 nudos
Viento 15 nudos de popa

 

P.D.

Todavía queda un camarote por ocupar para los Ventisqueros de 5 al 12 de diciembre, no se como explicaros que son lo más bonito que vais a ver en años… que las oportunidades son para aprovecharlas y el momento es ahora…

Alegría Marineros
Soñemos juntos de nuevo, no olvidéis que estoy aquí para ser la herramienta de vuestros y nuestros sueños.
Dejaros de rollos y vamos a VIVIRLO!!

Deja un comentario